Página Inicial
Estás en   Inicio >> Actualidad >> Detalle
Noviembre
9
vie
2012
Sábado pleno para las cuadrillas que batieron los lotes llaniscos
Los grupos de Cotera, Cuanda, Martínez y Romano lograron cerrar sus cupos en la jornada sabatina

La celebración de la festividad de Jueves Santo proporcionó, al menos dentro del municipio llanisco, una oportunidad extra a tiradores y monteros para echarse a peinar los montes y valles en busca de los escurridizos jabalíes, que poco a poco van dejándose ver, para alivio de todos aquellos que integran la comunidad cinegética por estos lares. Hay que destacar lo exitoso en Llanes de la jornada sabatina, donde todas y cada una de las cuadrillas consiguieron cerrar su cupo de capturas .

Sin embargo, no sucedía lo mismo en el concejo el jueves, cuando la suerte se repartía de manera desigual entre los diferentes grupos de cazadores. Uno de los mejor parado fue el de Ceferino Gutiérrez en Ríu de Nueva, que certificó a dos navajeros de 80 kilos, por mediación de Javier el de Consejo y José Manuel Gutiérrez en El Semilleru y la Cantera de Fausto, y a un tercer animal, de unos 75 kilos, que falleció tiroteado por Manolín Erice en La Friera .

Otro trío de capturas lo lograban los de Ángel Martínez en La verde, y más concretamente en la zona de Barbalín. Allí, Carlos García Perela tumbaba a dos macarenos de 70 kilos, y Juanjo Pesquera hacía lo propio con otro animal que arrojó 44 kilos en la báscula .

Con dos piezas regresó el grupo de Víctor Cotera de su visita a San Cecilio. Fueron una jabalina de 52 kilos fulminada por Víctor Covielles, y un macho de 42 sobre el que hizo diana Ramón del Campo .

La cuadrilla de Chuchi Álvarez Nieda regresó de vacío después de repasar las tierras de Sierra Plana .

Ya el sábado, los de Víctor Cotera se acercaban al lote del Barracón, donde lograrían completar su cupo. En este área, una pareja de marranos salvajes de 60 kilos cayeron bajo el fuego de Ricardo del Campo y Juan Carlos González, y Ángel Galán se encargaba de aniquilar otro suido de 53 kilos .

También volvió el sábado a la carga la patrulla de Ángel Martínez, en esta ocasión en las inmediaciones de la localidad de Andrín, terrenos pertenecientes al lote de La Mar. En estos parajes, Juanjo Pesquera conseguía dejar seco a un navajero de 83 kilos, y José Luis Martín y Santos Riestra derribaban a otro par de ellos de pesos en torno a los 40 kilos .

Tampoco perdonaron los de Aníbal Romano en Mañanga, donde Miro Riestra acertó con su munición sobre dos animales de 62 y 44 kilos, y donde Víctor Díaz cerró la cuenta haciéndose con el pellejo de un tercer ejemplar de 60 kilos .

El pleno de tripletes llegaba con los trofeos cosechados por los de Manuel Cuanda en Cuetu Meré. El lote lo formaban tres jóvenes chones de 38, 36 y 35 kilos que Chema el de Toriello, Gonzalo Ortega y Miguel Ángel Mier narcotizaron en las erías de Debodes, Las Tablas y Las Xareras .

En Ribadedeva, la batida sabatina de la brigada de Juanjo Andreu a La Franca se saldó con una sola víctima porcina, el macho de 73 kilos abatido por Rafael Cosío en las proximidades de la población de Pimiango .

Dentro de Peñamellera Baja, los de Ángel Echave probaban fortuna el sábado en Cavandi, y Luis Vázquez lograba hacer blanco sobre un chon que equilibró la romana en los 70 kilos. Al día siguiente, domingo, era el grupo de Rafael González el que se movía por El Argayu, donde varios jabalíes fueron avistados, pero todos ellos salvaron ilesos la jornada .

Saltando a Peñamellera Alta, José Arenas dejaba frita a una jabalina de 43 kilos el sábado en Peleas para los de José Ángel Pérez .

En jornada dominical, era el grupo de Ramón Campillo el que asaltaba la zona de Jana. David Gandarilla doblegó a un puerco de 82 kilos, y otro de 64 pereció bajo la lluvia de balas de Ramón Galán, Jesús Lobeto y Pedro Roque .

Finalizamos en Cabrales el repaso a lo que dio de sí el último fin de semana. Lo hacemos comenzando por el jueves, día en que Manuel Fernández derribaba a un jabalí de 62 kilos, y Carlos López y José Vigil otro par de ellos de 30, para la palomilla del propio Vigil .

El sábado, Santiago Álvarez frenaba en seco la huida de otro macareno de 62 kilos, la única captura de los hombres de Reyes Martínez en La Ría. Aún así, les fue mejor que a los muchachos de Pepe Huerta en el lote de Bierru, de donde regresaron con las manos vacías .

El Escobal fue el domingo territorio de la cuadrilla dirigida por José Vigil, que repitió pleno gracias a los certeros disparos de Álvaro Martínez, Felipe López y Máximo Echizarreta Palacios sobre tres cochinos de 81, 65 y 52 kilos.

Fuente: El Oriente de Asturias - José Luís Martínez
Copyright © 2006, Asociación Pico Peñamellera | Todos los derechos reservados | Créditos | Información legal